Mercado de oficinas clase A: resiliente ante la coyuntura económica

Mercado de oficinas clase A: resiliente ante la coyuntura económica

En el último trimestre, la actividad económica del país fue impactada negativamente por la corrida cambiaria post-PASO y la consecuente devaluación e inflación. Sin embargo, un informe de L.J. Ramos revela que los indicadores del mercado de oficinas permanecen saludables.

De acuerdo al informe LJR Thinks + de L.J. Ramos  que analiza el mercado de oficinas clase A, el complejo panorama político y económico todavía no impacta en este ecosistema, en parte, como resultado de un “mercado que continúa estructuralmente subofertado” en el tercer trimestre.

Producto del reducido inventario de clase A que se observa en la ciudad de Buenos Aires, la vacancia es baja y el precio de alquiler demuestra cierta estabilidad, según el estudio  realizado sobre 1.300.000 m2 de oficinas.

Respecto de otras ciudades de Latinoamérica, Buenos Aires cuenta con pocos metros cuadrados de oficinas por lo que se genera un fenómeno de  suboferta y  tasa baja de vacancia. Puerto Madero es el submercado que concentra la mayor cantidad de superficie disponible con un ratio de vacancia de un 14%. El menor ratio de vacancia corresponde al de la zona de 9 de julio con tan solo un 0,9% de superficie libre.

La coyuntura actual está ralentizando la toma de decisiones. Sin embargo, los indicadores del mercado de oficinas Premium no muestran aún el impacto del stress de la coyuntura económica”, explica Martín Potito, director de la División Corporativa-Oficinas en L.J. Ramos. 

En septiembre, la vacancia reaccionó de forma positiva y terminó el periodo en descenso con un promedio de 6.8% entre los submercados CBD (Central Business District) y NON CBD (Non Central Business District). Grandes transacciones se cerraron durante el trimestre y no crecieron las superficies liberadas, por ello se desprende un análisis positivo respecto a las oficinas premium.

Los precios de alquiler por metro cuadrado de las oficinas clase A varían de acuerdo a los submercados. Catalinas es el más costoso con un valor de 33 USD/m2 por mes y Corredor Panamericana el más económico con un precio de 23 USD/m2 por mes. La baja vacancia del mercado contiene el precio promedio de renta en 27,2 USD/m2, un 1,8% menor que el trimestre anterior.

El estudio refleja que la superficie total tomada de oficinas alcanzó los 34.400 m2, este número demuestra un crecimiento de un 132% respecto del trimestre anterior. El 65% del total de la superficie alquilada en el mercado fue tomado por la empresa de coworking WeWork que absorbió 21.700 m2 en el corredor Panamericana, en los edificios Lumina Olivos y Blas Parera 31. 

Respecto al gran impacto de esta empresa en el mercado de oficinas y sus inminentes proyecciones de crecimiento, Karina Longo, gerente de Consultoría y Research en L.J. Ramos explica: “Es positivo para los desarrolladores porque hizo que la vacancia baje, pero para el mercado corporativo tradicional no lo es porque esa superficie va a volver a volcarse al mercado impactando y compitiendo con la oficina tradicional”. 

De hecho, debido al gran empuje de WeWork en el submercado del corredor Panamericano, la vacancia del mismo descendió 4,3 puntos. Pasaron del 15,3% al 10,9% en el último trimestre.

Catalinas es el submercado con más expectativas de crecimiento a futuro, de los 565.800 m2 de proyectos que los desarrolladores tienen en cartera un 42% se concentran en esta zona y un 20% en corredor Panamericana

Por otro lado, hay 423.600 m2 que corresponden a edificios aún en construcción que impactarán próximamente en el mercado de oficinas clase A. En esta coyuntura, el submercado de corredor Panamericana concentra la mayor cantidad de metros cuadrados en construcción con una superficie de 97.000 m2, seguido por Catalinas con 79.049 m2.

Crédito image:: Johannes Plenio para Pixabay.

Por: Lucía Benavente.

Más noticias