Skip to main content

A diferencia del año pasado donde el negocio de las quintas fue la principal tendencia, hoy este mercado demuestra una vuelta a la normalidad pre-pandemia y, según los expertos,  refleja una renta de las unidades del 30% del total del 2020. Sin embargo, los precios siguen en dólares.

Alquilar una casa-quinta para pasar los meses de calor es una tendencia que llegó con la pandemia y parece haberse instalado sobre todo en aquellos que continúan en la modalidad home-office. Con precios en dólares, la zona norte sobresale como la más elegida. ¿Cuáles son los valores para el próximo verano y cuál es la tendencia?

Nordelta se destaca entre las zonas más elegidas. Los valores en verdes llegan a superar los USD 10.000 por mes, pero lo cierto es que las casas que apuestan a los meses de calor, no bajan sus valores y la demanda se mantiene estable, aunque por debajo de los picos del año pasado cuando se evidenció un verdadero boom de demanda.

“Los precios se acomodan un poco a la baja, pero solo en algunos casos, es decir, los que quieren alquilar sí o sí. Y otros los mantienen y si no lo alquilan no les importa. Los precios que publicamos ya reflejan esto”, remarca  Gustavo Iglesias, presidente de Gabriela Iglesias Negocios Inmobiliarios, especializados en Nordelta.

Los alquileres temporarios tienen que cumplir con ciertos requisitos, a diferencia de otras zonas en Nordelta. “No está permitido hacer contratos de locación por menos de un mes. Hoy tenemos muchas consultas por alquileres semanales y no podemos tomar estos pedidos”, indica.

Muchas familias buscan alquilar un inmueble para pasar las fiestas, pero no es algo que esté permitido en el barrio. “No hay excepciones, lo que sí están haciendo muchos propietarios es alquilar todo el mes de enero y sumarle la semana de las fiestas, pero no exclusivamente el 24 y el 31 de diciembre”, señala Iglesias.

“Este año fue muy distinto al año pasado, se alquiló un 30% de lo que se alquiló el año pasado. En números es un 10% menos de lo que se rentaba habitualmente antes de la pandemia”, grafica Mariana Lamborizio, bróker de Lambo Propiedades, firma que se especializa en alquileres temporarios de quintas y casas en barrios cerrados.

Suscribite a nuestro newsletter

Zona norte: el boom

Fuera de Nordelta, pero también en zona norte en Pilar, por ejemplo, el promedio de una casa con pileta y comodidades tiene un precio de entre USD 4.000 y USD 5.000 al mes. 

“No fue una buena temporada, ahora está remontando un poco. Esto tiene que ver con la apertura de los destinos de playa y con que los propietarios arrancaron con niveles muy altos”, agrega Lamborizio.

Además, hay menos oferta de inmuebles en alquiler temporario porque muchos propietarios decidieron alquilar de forma convencional sus inmuebles por tiempos más prolongados, lo que hizo que se redujera el stock.

¿Pero cuáles son los barrios más exclusivos y cuáles son los valores? “En Pilar los más buscados son Pilará, Estancias del Pilar y Ayres del Pilar con precios que van desde los USD 4.000 a USD 10.000 por mes”, resalta la experta.

Lo cierto es que debido al boom de la demanda que se evidenció el año pasado muchos quisieron mantener los valores y el mercado cambió rotundamente por la posibilidad de viajar no solo por el país, sino hacia muchos destinos del exterior.

Según la oferta que existe hoy en Zonaprop en alquileres temporarios, rentar una quinta en Pilar con tres dormitorios, cochera, pileta y parrilla tiene un precio de USD 4000 durante el mes de enero. Ahora, una propiedad similar pero en un country o un barrio cerrado tiene un precio superior que ronda entre los USD 6.000 y USD 7.000 también durante el primer mes del año.

“Entre otros de los barrios cerrados más destacados para el alquiler de casas para pasar los meses de calor se encuentran Pilar Golf, La Lomada y Lagartos”, agrega por su parte Arturo Hoefner, director de Blanco Propiedades.

Los servicios más buscados

¿A qué se debe la diferencia de precios? En general, se trata de las comodidades que presentan las casas y los tamaños de las mismas. “En los barrios más exclusivos se paga el doble que una vivienda similar, pero en otros sitios”, afirma el inmobiliario.

Entre los amenities más buscados se encuentran las piscinas climatizadas, las galerías amplias y las habitaciones espaciosas. “Tienen precios que arrancan en los USD 2.500 por quincena y pueden llegar a valores mucho más altos”, explica.

Lo aspiracional es hacer contratos mensuales, aunque en el mes de diciembre se suelen contratar por quincena. “Hay pocos alquileres por la temporada completa. Hoy la mayoría busca precios, pero lo cierto es que también están quienes están detrás de las comodidades”, finaliza Hoefner.

Por: Belén Fernández.

Imagen principal: Vicent Rivaud para Pexels

Compartir

Enviar una respuesta

Recibí las últimas novedades del mercado inmobiliario